Dicen que la lluvia en Sevilla es una maravilla, pero como todo, depende de para quién. Porque llegó el día, las previsiones meteorológicas se cumplieron, y nuestros cinco compañeros se las tuvieron que ver en unas circunstancias realmente difíciles para disputar un triatlón de distancia half que tanto tiempo llevan preparándose. La lluvia, pero sobre todo el fuerte viento racheado de 50 kms/h pusieron a todos en la tesitura de cómo afrontar esta prueba.

En torno a las 14:30 horas comenzó la prueba desde el CEAR La Cartuja de piragüismo, con un nado de una vuelta por unas aguas poco transparentes y salida conjunta de los participantes. Aquí destacó Tony Egea, que ya curtido de su anterior participación en un triatlón, sabía lo que le esperaba e hizo gala de su excelente nivel de natación saliendo del agua el 11 de la general, seguido por Juanjo, Juan, Antonio y Víctor.

Nuestros compañeros cogieron la bicicleta y decidieron probar suerte en un circuito tan abierto y con tanto viento. Antonio tras rodar 30 kms decidió bajarse de la bici tras varios sustos que casi le llevan al suelo. Mientras tanto Tony, que se veía ya en el podio de la prueba, al menos de entre los nuestros, fue aplacado por tres pinchazos en los kilómetros 29, 39 y 41. Habiendo perdido más de 30 minutos y viendo que la rueda se le seguía desinflando y que tenía que parar contínuamente a darle viento, decidió retirarse. Eso es mala suerte, con lo bien que pintaba al salir del agua.

Tres Cinco Colinas quedan en este punto, Juanjo, Juan y Víctor, que manejan la bicicleta muy inclinada debido al viento que soplaba. Consiguen terminar el segmento de bicicleta en el mismo orden que al salir del agua, pero con Juan pisando los talones a Juanjo, al que recorta un par de minutos y tiene ya a poco más de un minuto, vamos, que lo ve en la transición y sabe que tiene opciones cuando se coloque las zapatillas. Víctor, al que le motivan más los desniveles que las rutas llanas, no ha conseguido rebajar la distancia que los separa de los dos en cabeza.

La carrera se disputa por la Cartuja, en un circuito lleno de charcos casi llano a excepción de unos repechos en zigzag que hacían las delicias de los calambres con tres vueltas de 7km, ideal para ir viéndose las caras y si las distancias se reducen o aumentan entre los participantes. Juanjo y Juan mantienen las distancias al principio, pero la constancia en ritmos de Juan acaba con Juanjo, que debido al desgaste en la bicicleta al comenzar la última vuelta empieza a quedarse algo más atrás y cede su posición en cabeza.

Enhorabuena a todos por esta épica prueba que quedará marcada como una de las más duras que han tenido que disputar.

Por otro lado, Ricardo aumenta su leyenda en las carreras de Trail. En este caso en la liga de la FAMU que se disputaba en Cieza. Dura prueba en la parte final por el calor y los km acumulados de la semana pasada que compitió en la Yeti Trail. A pesar de todo, ha quedado 8 en la general y 3 en su categoría subiendo al podio. Destacar que ha participado también Audrey Tanguy, la ganadora TDS UT Mont Blanc 2018 y 2019, quedando segunda de la general absoluta y 1a Femenina.


0 comentarios

Deja una respuesta

Marcador de posición del avatar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.